Discos de Vinilo ¡vuelven a estar de moda!

Durante los últimos años han surgido varios sellos que se dedican en exclusiva a la producción de discos de vinilo y muchos son los grupos o artíestas de primera línea que han optado por desempolvar este formato en 7 – 10 o 12 pulgadas, para aquellos coleccionistas o público nostalgico que les gusta escuchar discos de vinilo, sencillamente, porque les atrae su sonido.

Muchísimos aficionados ensalzan el sonido analógico, dulce y agradable del vinilo, incomparable al frío e inerte sonido digital. Comprendo que a los aficionados del vinilo les guste más como suenan sus artistas favoritos en ese formato.

Pero les gustan las incapacidades del vinilo, el recorte de las frecuencias altas y bajas que hacen que el sonido sea más suave y se resalten los medios y graves, dando la sensación de sonido “cálido”.

Los graves están suavizados y los agudos estridentes bajan su frecuencia. “El vinilo tiene mejor cartel que el CD, que tiene una apariencia mucho más barata. El vinilo se ve como una obra de arte, algo para guardar, para coleccionar”, dijo recientemente a Efe Dave Reilly, de Warner Music Londres.

Pero al vinilo ya le ha salido un competidor, el modesto casete, un formato que los mayores de 40 años conocen muy bien, pero que los menores de 30 acaban de descubrir.